Seguramente su nombre te resulte desconocido, pero sus síntomas son mucho más comunes. El síndrome de Wilkie, o pinzamiento aortomesentérico, es una causa muy poco frecuente de obstrucción intestinal provocada por la compresión de una parte  del duodeno.

Este término fue definido por primera vez en 1842 por Von Rokitansky, pero fue 80 años más tarde, en 1921, cuando Wilkie  denominó esta patología con su propio nombre. Poco tiempo después también empezó a conocerse como íleo duodenal crónico o pinza aortomesentérica.

El síndrome de Wilkie se presenta a cualquier edad, pero más frecuentemente entre mujeres adultas, jóvenes y adolescentes. Y a veces también se le relaciona, aunque no siempre, con previos trastornos de conducta alimentaria, como anorexia o bulimia.

Debido a sus síntomas puede confundirse con otras patologías llegando a enmascararse en un falso síndrome o solaparse con otras causas, aunque ambas se pueden resolver con osteopatía visceral.

Pero antes de saber la solución vamos a conocer un poco más sobre esta enfermedad.
 

¿Por qué se produce el síndrome de Wilkie?

 

Para comprender el origen de esta patología es inevitable hablar de anatomía básica. Voy a explicártelo de la manera más sencilla posible sin adentrarme en conocimientos y terminología demasiado densos.

El duodeno es una parte del intestino delgado que está situado entre el estómago y el yeyuno. Tiene una longitud aproximada de 25 o 30 centímetros, forma de herradura con su abertura orientada hacia el lado izquierdo y se subdivide en tres partes.

El síndrome de la pinza aortomesentérica se origina cuando la tercera parte del duodeno queda comprimida entre la arteria mesentérica superior (A.M.S) y la aorta abdominal (A.Abd) si el ángulo que forman estas estructuras vasculares es menor de 50 grados.
 

sindrome de wilkie
 

Este atrapamiento, que se produce en un espacio anatómico llamado “cuadrilátero de Rogiere”, provocará una serie de síntomas que te voy a explicar más adelante.

Y es que los medios de fijación del duodeno provienen de los ligamentos duodenales y a través de la fascia, músculo y ligamento de Treitz, y demás tejido conectivo, por lo que la osteopatía visceral será una de las pocas opciones para poder ayudarte con este tipo de síndrome.
 

Causas de la pinza mesentérica

 

Según los expertos en patologías digestivas las causas del síndrome de Wilkie pueden dividirse en 5 grupos, aunque yo sólo me referiré a los más conocidos:
 

Causas congénitas:

Las causas más conocidas y generalizadas entre los especialistas son las llamadas “congénitas”. El ligamento de Treitz se sitúa anormalmente fuera de su nacimiento, justo debajo de arteria mesentérica superior, ejerciendo un estrangulamiento del duodeno.
 

Causas adquiridas:

Éstas se deben a una disminución del ángulo entre la arteria mesentérica superior  y la aorta abdominal por una pérdida brusca de peso, deformaciones óseas o, también, como resultado y complicaciones  de algunas cirugías correctoras de escoliosis. Estos síntomas son más evidentes a partir del quinto o séptimo día del posoperatorio.

Otra causa adquirida puede ser también la postcirugía ortopédica.
 

Otras causas:

  • Tras traumatismos craneales severos.
  • Por algunos síndromes consuntivos (pérdida involuntaria de peso), grandes quemados, endocrinopatías o cáncer.

 

Síndrome de Wilkie: síntomas que lo provocan

 

No es difícil predecir los síntomas de la pinza aortomesentérica. Si los alimentos ingeridos no pueden pasar por la luz más allá de la tercera porción del duodeno, inevitablemente, el alimento volverá en el sentido contrario. De esta forma es como se producen los típicos vómitos del síndrome de wilkie, que se caracterizan por ser continuos y biliosos.

Otros síntomas comunes son:

  • Cólicos
  • Nauseas
  • Sensación de hinchazón, incluso con poca ingesta y muy dividida a lo largo del día
  • Tránsito intestinal muy lento
  • Rigidez abdominal
  • Mala absorción intestinal

 

Tratamiento de la pinza aortomesentérica

 pinza aortomesenterica- sindrome de Wilkie tratamiento

El diagnóstico del síndrome de Wilkie es confirmado mediante pruebas por imagen eco-doppler o TAC, así como con otro tipo de pruebas específicas.

En la gráfica en blanco y negro puedes observar la compresión duodenal en el resultado de un TAC con contraste. Mientras, en la siguiente imagen se aprecia una disminución del ángulo aorto-mesentérico.

Inicialmente siempre se aplica tratamiento médico conservador con medicamentos y siendo constante. El objetivo es ganar kilos poco a poco y elevar el peso corporal. El siguiente paso es conservar ese peso mediante una dieta hipercalórica, sana, libre de grasas con alimentos de difícil digestión, pero sobre todo dividida en pequeñas ingestas a lo largo del día.

Si con este tratamiento no se obtienen los resultados esperados, la segunda opción es la intervención quirúrgica, llamada duodenoyeyunostomía laparoscópica. Aquí puedes ver un vídeo muy interesante, realizado por el equipo médico del Dr. Pablo Priego en el Hospital General de Castellón, de cómo es esta intervención.
 


 

¿Cómo puede ayudarte la osteopatía con tu síndrome de wilikie?

 

Al comienzo de este artículo te comentaba que el duodeno está rodeado de tejido conectivo que puede perder elasticidad.

Sin tener en cuenta el síndrome de Wilkie, en las alteraciones del sistema nervioso debido a un fuerte estrés o componentes emocionales de alto impacto, o a malos hábitos alimenticios, también se pueden producen vómitos que afectan a esas vías biliares y del páncreas. Incluso producen torsiones que dificultan el tránsito de la comida.

Esta sintomatología común puede confundirse con una pinza aortomesentérica. Por tanto, las terapias manuales de un osteópata visceral son sumamente aconsejables en estos casos.

El objetivo de las sesiones de osteopatía no solo serán reducir los vómitos al máximo e incluso en algunos casos eliminarlos definitivamente, sino también recuperar el buen funcionamiento de todo el sistema visceral ya alterado.

Otras de las funciones de mis terapias es ayudar al organismo a conseguir un aumento de peso más rápido para que absorba de manera más eficientemente todos los  nutrientes.

 

¿Tienes los síntomas descritos anteriormente? o ¿conoces  a alguien que pueda tenerlos?

 

Conoce las opiniones de otros pacientes afectados  por el síndrome de Wilkie

 

¿Quieres saber con qué terapia manual trato esta enfermedad?

Todos los artículos y consejos contenidos en este artículo y página web, en ningún caso excluye, ni sustituye, cualquier tratamiento médico, fisioterapeútico, psicológico, farmacológico convencional o cualquiera relacionado en materia sanitaria, por lo cual ,ésta declina toda responsabilidad derivada de su interpretación y lectura ,así como la de los link internos que puedan existir, informando únicamente de otras fuentes alternativas de información. Consulte siempre a su especialista en medicina antes de tomar cualquier decisión sobre su salud.