619 58 37 54​⁠​ info@osteopatiagustavomartin.com

¿Sabías que unos 50.000 niños en edad escolar tienen autismo en nuestro país?
Mientras, en Europa, algunos estudios epidemiológicos constatan que existe 1 caso de Trastorno del Espectro Autista  (TEA) por cada 100 recién nacidos.

Aunque no contamos con datos socio demográficos exactos en España, sí que se ha demostrado un incremento notable de los casos diagnosticados. Este aumento puede responder a una mejor precisión en los procedimientos de diagnóstico y a la mayor información que existe, principalmente.

No obstante, según explican desde la Confederación de Autismo en España, a pesar de que se detectaran por primera vez estos trastornos, hace ya más de 100 años, aún existen en nuestro estado grandes vacíos sobre los aspectos básicos para la calidad de vida de las personas con TEA.

Y dentro de los tratamientos de búsqueda para esta mejora de vida entra en juego la importancia de aplicar la terapia craneosacral en niños autistas.
¿Qué es el autismo?

El  TEA es un trastorno neurobiológico del desarrollo de la persona que ya se manifiesta durante sus tres primeros años de vida.

El autismo se caracteriza por graves déficits, tanto permanentes como profundos, que afectan a la comunicación, la socialización, la imaginación y la conducta del menor, fundamentalmente.

 

niños con autismo

 

Técnicas más utilizadas para ayudar a niños con autismo

 
Son múltiples son los estudios realizados y la bibliografía que existe sobre las técnicas complementarias más idóneas para ayudar a niños con trastorno del espectro autista. Entre ellas te destaco las siguientes:

  • Los masajes, especialmente recomendables para los caos más severos
  • El ejercicio físico, que ha demostrado mejorar el rendimiento académico en 2 de cada 3 investigaciones
  • La músicoterapia, estupenda para facilitar la comunicación no verbal
  • Los tratamientos biomédicos dirigidos por profesionales, sobre todo los basados en dieta, suplementos y fitoterapia
  • Terapias de estimulación visuales, auditivas y sensoriales
  • Y como no, la terapia craneosacral, que está englobada dentro de la osteopatía

Si quieres ahondar más en esta técnica manual, entra en mi sección sobre osteopatía craneosacral.

Si ya la conoces, continua leyendo para saber cuánto de efectiva es la terapia craneosacral en niños autistas que, aplicada junto a otras ramas de la osteopatía integral, pueden ser una gran aliada en los tratamientos de este trastorno.

 

osteopatia infantil

 

¿Qué puede hacer un osteópata craneosacral ante un caso de TEA?

 

Terapia craneosacral y autismo son totalmente compatibles. Un osteópata craneosacral, bien formado, puede trabajar prácticamente sobre todas las funciones corporales del niño.

Con la aplicación de sus manos y sus conocimientos puede influir sobre los fluidos corporales que rodean la médula espinal y el cerebro, sobre la tensión de las membranas, las tensiones en los tejidos blandos, la movilidad de las articulaciones y de la columna vertebral.

De esta forma consigue facilitar el alineamiento de la columna, reequilibrar el sistema nervioso y  liberar emociones enquistadas y retenidas.

Dicho esto y siendo conscientes de que la suma de todas la terapias en su conjunto es una poderosísima herramienta, es un hecho fehaciente que la terapia craneosacral en niños autistas tiene un muy aceptable nivel de eficacia. Por supuesto, siempre desde un punto de vista objetivo.

Las personas más racionales no pueden entender algo que no es “tangible”, pero estas líneas las escribo basándome en mi experiencia personal y dejando a un lado la mente más racional de los planteamientos médicos occidentales, donde en numerosas ocasiones las teorías de un primer rechazo ante la osteopatía craneosacral quedan  perplejas ante los comentarios de mejora de los padres. Y es que la base de su trabajo holístico es su secreto.

 

terapia craneosacral autismo

 

Cómo trabajar la técnica sacro craneal en el autismo

 

En general, la terapia craneosacral en niños autistas es muy bien aceptada por los expertos en este trastorno.  Las sesiones son sumamente sutiles, suaves, indoloras y con un contacto físico muy leve.

No obstante, antes de trabajar directamente con sesiones de osteopatía craneosacral, es imprescindible, en una primera visita, realizar una revisión osteopática estructural.

Una vez restablecida la biomecánica y las posibles disfunciones del niño, incluyendo por supuesto, también el aparato digestivo, es cuando deben iniciarse las sesiones craneosacrales. Y es que de esta manera nos aseguraremos una mayor efectividad.

Si has estudiado este trastorno del espectro autista o tienes un niño con autismo, seguro que conoces la importancia de trabajar entre padres, niños y terapeutas, siempre como un equipo, para desarrollar al máximo todo potencial de los tratamientos.

 

beneficios de la terapia craneosacral

 

7 ventajas de la osteopatía integral y la terapia craneosacral en niños autistas

 

A continuación te voy a enumerar cuáles son las mejoras más significativas que he observado aplicando osteopatía integral y la técnica craneosacral en niños con autismo, a través del “feedback” continuo que mantengo con los padres.

  1. Mejoran la capacidad y la torpeza motora en general, y se reducen las contracturas musculares típicas.
  2. Mayor concentración al realizar las tareas cotidianas.
  3. Mejora significativa en la comunicación con los mismos padres (este es uno de los beneficios más destacados por la mayoría de los progenitores).
  4. Los niños refieren una mayor calma y tranquilidad y, también, menor nivel de estrés. Por tanto, tienen una conducta más obediente y menos reactiva.
  5. Mejora del flujo sanguíneo hacia el cerebro y, como consecuencia, la oxigenación, imprescindible en su proceso de recuperación, nutrición y desintoxicación.
  6. Las sesiones de osteopatía visceral son un gran aliado de los tratamientos biomédicos, basados en desintoxicar y desinflamar el intestino. Esta terapia acelera y mejora todo el proceso, al igual que potencia y asegura una mejor función del hígado, riñón y páncreas.
  7. Los reflujos gastroesofágicos, a veces tan comunes en niños con autismo por falta de ácido gamma aminobutírico (GABA), o por factores emocionales en fases parasimpáticas, desaparecen trabajando sobre la movilidad y motilidad del mismo.

 

Por todos estos aspectos que te comento, la osteopatía integral, que concibe el cuerpo como un todo y, en definitiva, todas las ramas que la componen, se han convertido un recurso esencial al que suelen recurrir muchos centros que trabajan el TEA.

 

¿Quieres conocer más beneficios de la terapia craneosacral en niños autistas?

 

Todos los artículos y consejos contenidos en este artículo y página web, en ningún caso excluye, ni sustituye, cualquier tratamiento médico, fisioterapeútico, psicológico, farmacológico convencional o cualquiera relacionado en materia sanitaria, por lo cual ,ésta declina toda responsabilidad derivada de su interpretación y lectura ,así como la de los link internos que puedan existir, informando únicamente de otras fuentes alternativas de información. Consulte siempre a su especialista en medicina antes de tomar cualquier decisión sobre su salud.